Cada profesión tiene sus curiosidades que solo la gente que se dedica a eso conoce bien. Diferentes aspectos que hacen que la gente que no entendemos de esa profesión tenga estigmas erróneos. Como, por ejemplo; un ascensor no tiene solo dos cables que lo sujetan, sino que está sujeto por una barra de hierro y si este se rompe, el ascensor no se cae.

Hoy os traemos un repertorio de ilustraciones donde se reflejan las realidades de diferentes profesiones. Toda la verdad sobre algunos de los trabajos más comunes que descubriréis gracias a estas historias y hechos.

La vida del socorrista

Normalmente pensar en la vida de un socorrista es estar tumbado en su silla extra alta con sus prismáticos y vestido de rojo. También que cuando alguien se ahoga, éste esté gritando y haciendo olas y más olas a su alrededor para ver si alguien lo ve.

Pero realmente, la persona que se está ahogando ni pide ayuda ni está histérica. Muchas veces la persona entra en pánico y no sabe qué hacer.

 “El ahogamiento es silencioso. Saqué a un niño literalmente a menos de un pie de distancia de un gran grupo de adultos y ninguno de ellos notó que su cabeza estaba totalmente sumergida y que estaba luchando». Socorrista.

El suplicio del peluquero

Muchos creen que para pasar de un color de pelo muy oscuro a un color plateado o rubio platino se necesitan muchas sesiones y es inevitable que se te estropee el pelo. Pues bien, eso es parcialmente cierto ya que sí que necesitas unas dos semanas para decolorarte el pelo, pero si se hace bien, el cabello no se resiente.

“No puedes pasar de tener el cabello negro a plateado o rubio platino de una sola vez. Se necesitan múltiples y 9 veces de cada 10, su cabello se fríe más allá de la reparación al final. Kim Kardashian lleva una peluca». Peluquero.

El ascensor de la muerte

Hay el mito, y aquí las películas han intervenido mucho, de que un ascensor está sujetado solo por dos cables y que, si estos se rompen, el ascensor desciende hasta abajo estrellándose contra el suelo.

Pues bien, para vuestra tranquilidad, el ascensor está sujeto también por una palanca de hierro que hace que, si este se estropea, quede sujetado por esta palanca para así evitar estrellarse.

«Un elevador subirá a la parte superior del polipasto en lugar de estrellarse contra el piso en la mayoría de las fallas catastróficas debidas a los contrapesos». Ingeniero.

El avión averiado

Normalmente se cree que los aviones siempre tienen problemas técnicos mientras se efectúa el vuelo. Pues bien, eso es cierto, pero con matices. Normalmente tienen problemillas técnicos pero que se pueden arreglar e incluso volar con ellos.

Lo que tenemos que estar seguros es que, si estos fallos son graves, el avión seguro que no va a despegar.

“No existe tal cosa como un avión que funcione perfectamente. Cada avión en el que vuelas tiene una multitud de problemas de mantenimiento, pero no lo suficientemente grave como para afectar la seguridad del vuelo».  Piloto.

El tóner de la impresora está hecho de plásticos

El tóner contiene compuestos poliméricos, colorantes y materiales magnéticos siendo realmente peligroso si se inhala.

«El tóner de su impresora es de plástico que se funde sobre el papel». Ingeniero.

¿Conocías estos detalles de estas profesiones? ¿Cuál te ha sorprendido más? Cuéntanoslo todo en los comentarios.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

Fuentes: adicrea.org, brightside

La entrada Estas personas de diferentes profesiones explican historias y detalles apasionantes sobre su empleo aparece primero en CABROWORLD.