Puede que lleves gafas, o tal vez puede que no, pero tienes que reconocer que por muy bien que puedas ver, los ojos te pueden engañar de la forma más inesperada.

Lo mejor que puedes hacer siempre es mirar las cosas un par de veces, o cambiar la perspectiva, no requiere mucho esfuerzo y te ahorrará confusiones.

Para que entiendas mejor lo que te decimos, te hemos traído 17 imágenes que deberás mirar dos veces (como mínimo) para saber realmente lo que pasa en ellas.

No, no es una ardilla gigante

Podríamos decirte lo que pasa realmente, pero vamos a esperar a que lo pilles para pasar a la siguiente. Y no, no está dentro de la habitación.

Benjamin Button

Este bebé parece que tiene la cara de una persona mayor, pero si te fijas un poco más le encontrarás la lógica.

¿A quién le queda mejor?

Coincidir con la ropa de una amiga puede ser divertido. Si la otra persona no te cae bien es una desgracia, pero si es un señor mayor, y lo luce igual de bien… ¿Cómo te sentirías?

Le dio por probar Dogchow

Y claro, esto es lo que pasa.

No está mirando un lago

Fíjate en los árboles del fondo.

¡Bebé abajo!

Es broma, sólo son maquetas hiperrealistas. El bebé no, ese sí que es de verdad.

Esta chica no tiene las orejas extrañas

Probablemente esta sea la más fácil de entender.

Foto familiar al completo

El padre de la familia está efectivamente con el resto, y no en el cuadro de atrás.

No es la hija de Mr Fantástico

Cualquiera diría que tiene los brazos extremadamente largos, pero en principio los tiene más o menos igual que tú.

Este chico no está de pie

Pero a la madre la tiene que tener contenta, con los pies en la pared…

No es la hija de Jesús

Bueno, si eres creyente, en teoría sí, pero tú ya entiendes a lo que me refiero.

El hombrecillo del cubo

Debe estar flipando con lo grande que es todo… o quizá solo es un turista despistado.

Pokémon en la vida real

Growlite debe ser algo así. Creo que oficialmente me quedo con el de la vida real, tiene mejor pelaso.

No está bien ir en bañador a los restaurantes

Por eso esta señora va vestida normal, como tiene que ser.

Un diseño desafortunado

Aparte de que lo tendría más arriba de la cuenta, y eso no creo que pueda ser algo bueno para el cuerpo, no te costará mucho ver que simplemente son dos botes de perfume… ¿Qué necesidad había de hacer el cartel así?

Y esta se quedó abajo

Si tuviera el cuerpo con esas proporciones probablemente andaría como un pingüino.

Orgulloso de su hijo

Parece que consiguió ligar con uno de sus jugadores favoritos… pero no realmente.

¿Qué te parecieron estas imágenes? ¿Cuántas veces las tuviste que mirar para verlas bien? ¿Cuál fue la que más te costó? Cuéntanoslo todo en los comentarios de Facebook e Instagram.

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño). 

Fuente: Buzzfeed

La entrada 17 Imágenes que tendrás que mirar dos veces aparece primero en CABROWORLD.